La vacuna y que está pasando

1 de agosto del 2020.

Mientras el mundo espera inquietamente la vacuna contra el covid-19 y los laboratorios trabajan arduamente para lograr tenerla, ante rumores sobre la aprobación de la vacuna sin haber terminado la fase 3 propiamente, se levanta la duda sobre los efectos que dichos actos podrían tener.

Los gobiernos de todo el mundo han acelerado y apoyando distintas iniciativas para el desarrollo de una vacuna que pueda regresar al mundo a su orden natural y aunque parece ser que ya estamos cerca de tenerla, la duda sigue estando sobre el lanzamiento prematuro de dicha vacuna y lo que se podría significar.

Tras la mención que se podría aprobar una vacuna sin terminar la fase 3 de sus experimentos debidamente, expertos del tema han levantado la voz para pedir que no se apresuren a lanzar una vacuna que se haya probado segura y efectiva, con años de evidencia para respaldarlos.

La Administración de Alimentos y Drogas habló sobre la posibilidad de utilizar una autorización de uso de emergencia, también llamada EUA en sus siglas en inglés, si los datos de los experimentos están dirigiéndose en el camino correcto y logren demostrar pruebas sólidas de su funcionamiento adecuado.

Por lo general, las vacunas y medicamentos tienen que pasar por meses o incluso años de investigación antes de que se obtenga la aprobación de la FDA, pero de hacer uso de el EUA, podríamos estar aún más cerca de obtener una vacuna pero en ocasiones anteriores en la cual se aceleró el proceso de aprobación, los resultados han sido malos.

Los Estados Unidos, tras múltiples ocasiones de falla con vacunas, han desarrollado un miedo y desconfianza hacia las mismas por lo que la aprobación acelerada por parte de la FDA podría ser lo peor ya que sólo es necesario un resultado malo con algún paciente para que todo el ensayo y las pruebas desarrolladas se caigan y con ella el querer de los ciudadanos americanos tener la vacuna ya que si esta no es segura causará que la gente pierda la fe en ella o en caso de no ofrecer “protección completa” la personas no verán el sentido de utilizarla.

Ante dicha polémica la FDA ha mencionado que no hará uso de la EUA a menos de que las pruebas recolectadas sean contundentes y sea seguro su uso.